• Carolina Bejar

¿CÓMO HACER UN BUEN RAPPORT Y MEJORAR TU BRANDING PERSONAL?



¿Te ha pasado que le compras algo a alguien sólo porque te agradó o porque piensas que es una persona confiable? O ¿no haces o adquieres algo porque el otro da mala espina? Así de importante es generar conexiones efectivas haciendo un buen rapport.


¿Y qué quiere decir? El término rapport viene del verbo francés “rapporter” que significa dar algo a cambio. Trasladado al ámbito profesional, se busca generar las condiciones idóneas para que la otra persona se sienta cómoda para tomar decisiones y actuar conforme a ello.


Los especialistas aseguran que quienes lo practican son más eficientes, toman mejores decisiones y fortalecen sus relaciones interpersonales. Además, al acercarte más a tus clientes y compañeros de trabajo, también te acerca a tus metas y objetivos.


De acuerdo con un artículo realizado por el profesor en psicología en la Universidad de California, Robert Rosenthal y su colega Linda Tickle-Degnan, los elementos fundamentales del rapport son: la atención mutua, una actitud positiva y la sincronización entre ambas partes.

Para lograrlo, te comparto 5 claves para hacer un rapport efectivo y mejorar tu comunicación y branding personal:


1. Primera impresión: en milésimas de segundos el cerebro evalúa la apariencia, comportamiento y comunicación interpretando si eres alguien en quién confiar o no. Cuida estos detalles y usa el poder de tu sonrisa para crear conexiones efectivas.


2. Contacto visual: hacer contacto visual es una manera de mostrarte transparente frente a otros y generar más confianza. Mira si la otra persona se siente cómoda con una mirada más constante o por el contrario, más eventual y adáptate a ello.


3. Lenguaje sencillo y claro: procura que lo que expreses sea con palabras fáciles, con expresiones comunes que hasta un niño lo pueda entender. Domina tu tema y exprésate de tal manera que los demás se sorprendan y se interesen en ti.


4. Escucha activa: pon atención a lo que la otra persona dice sin interrumpirle; toma en cuenta sus palabras, pero también el tono y el lenguaje no verbal con los que te lo dice para identificar cómo se siente y reacciones conforme a ello.


5. Espejear: fíjate en qué es lo que dice tu interlocutor, además de sus gestos y movimientos para que los imites. Esto te ayudará a disminuir la tensión, crear vínculos y generar mayor empatía.


Ahora que ya conoces estas 5 claves para hacer un rapport efectivo, es el momento de aplicarlas en tu día a día tanto en el trabajo como en tus relaciones sociales. Recuerda que la práctica hace al maestro, y una buena imagen y dedicación hacen al profesional.

5 vistas