• Carolina Bejar

EL NUEVO CÓDIGO DE VESTIMENTA FRENTE AL COVID-19

El contexto actual ha representado una etapa de cambio y adaptación a nuevas medidas sanitarias que buscan procurar tu bienestar, y dentro de estos cambios se encuentra implementar un nuevo código de vestimenta que se apegue a estas necesidades.

La pandemia por COVID-19 ha cambiado completamente nuestras vidas, ha llegado a modificar nuestros hábitos, la manera de relacionarnos, las medidas que tomamos para cuidarnos dentro y fuera de nuestras casas y ¡hasta ha generado un nuevo código de vestimenta!

Hoy en día buscamos que las prendas que llevamos sean más cómodas, prácticas y fáciles de lavar, por esta razón y porque las medidas sanitarias así lo requieren, las normas de vestimenta de las empresas se están modificando.

A lo largo de la historia estas reglas han cambiado para adaptarse a las necesidades de la sociedad y ya se veía una tendencia más relajada con el business casual o el viernes casual dentro de las oficinas; sin embargo, la crisis de la pandemia hizo que este cambio se acelerara.

A continuación te comparto los nuevos códigos de vestimenta que han implementado las empresas:

Lo que se recomienda evitar:

  1. Corbata: al rozar superficies como el escritorio o las mesas puede ser un foco de infección.

  2. Barba y bigote: pueden ser agentes para que se aloje el Covid-19.

  3. Cabello largo y suelto: es preferible que lo lleves corto o recogido con una chongo o trenzado para evitar que roce superficies u otras personas.

  4. Bufandas o pashminas: al ser prendas cercanas al rostro es posible que atrapen bacterias y pongan en riesgo la salud.

  5. Joyería: evitar llevar aretes, collares, pulseras y anillos. De acuerdo con los especialistas, el COVID-19 puede permanecer vivo hasta por 3 días en superficies de plástico, metal o acero.

  6. Uñas largas: para muchas mujeres podrá ser una medida que no quieran adoptar, sin embargo, se alertó que son un espacio que favorece el crecimiento de bacterias, por lo cual, es mejor adoptar por una manicure corta.

  7. Bolsos clutch o de pulsera: al ser bolsos pequeños que se dejan en cualquier superficie y luego se llevan en las manos, aumenta la posibilidad de la propagación del virus. Es más recomendable utilizar bolsos que se lleven al hombro.

  8. Zapatos abiertos: es mejor que evites este tipo de calzado y optes por zapatos cerrados fáciles de desinfectar al llegar a casa.

Para algunas personas estas medidas pueden resultar un cambio radical en la manera que se visten y lo que buscan proyectar con ello, pero no te preocupes, estamos ante un momento de cambio y adaptarnos nos puede favorecer muchísimo.

Te comparto algunos tips sobre cosas que sí puedes usar y que sin duda te ayudarán a proyectar una mejor y segura imagen.

  1. Layering o vestirse en capas: el llevar prendas encima de otras favorece el cambio de ropa al llegar a casa

  2. Si la empresa lo permite, puedes usar una vestimenta más relajada, por ejemplo:

  3. Para los hombres: playera tipo polo, camisa con cuello o un suéter. En cuanto a pantalones de vestir o los chinos en color caqui, azul, gris o negro, junto con zapatos en tonos neutros pueden ser una buena opción.

  4. Para las mujeres: camisa con cuello o un suéter con pantalones de vestir.

Y no olvides el uso de mascarilla o cubrebocas un elemento primordial que no debe faltar en tu outfit.

Recuerda que tu branding personal refleja quién eres, e independientemente del código de vestimenta que lleves.

Es importante verte limpio, cuidado y sobre todo hoy más que nunca, debes adoptar las medidas necesarias para protegerte a ti y tu familia.

#códigodevestimenta #imagenpersonal #imagenprofesional #consultoriadeimagen #estrategiasdeimagen #blogdeCarolina

6 vistas